Copa del Rey: El Cádiz que se espera en Mestalla

La lucha por las semifinales de la Copa del Rey ha llevado al Valencia y al Cádiz a un enfrentamiento en Mestalla. Si para el VCF es importante por ser la vía más accesible a Europa, para los gaditanos sería histórico pisar una ronda en la que solo ha estado en una ocasión.

En la temporada 1989/90 el Cádiz (tras eliminar al Betis) hizo historia al alcanzar una semifinal de la Copa del Rey por primera vez. Pero el sorteo les emparejó junto con el Real Madrid y se quedaron sin la ansiada primera final de su vida. Los otros tres equipos de esa misma ronda fueron el Valencia y el Barcelona. Aquel Cádiz hubiera deseado que el rival fuera el Valencia, pero no fue así. Al final el Barça se haría con el título ante los madrileños por 2-0 (Amor y Julio Salinas).

En esta ocasión ha sido al revés. El valencianismo soñaba con que fueran los andaluces, y en casa, el rival para estar de vuelta a unas semifinales (ya a doble partido) y además disputar el partido en Mestalla. Y así ha sido. El sueño de jugar otra final, llegar a Europa y la reciente rivalidad por el caso Diakhaby-Juan Cala han propiciado un enfrentamiento muy importante para ambos clubes. ¿Pero qué podemos esperar futbolísticamente del actual Cádiz?

El equipo gaditano lo ha pasado mal durante estas 22 jornadas de Liga que llevamos disputadas. Pero llega con el ánimo de su última victoria a domicilio 0-2 ante un Levante que no sale de la UCI. El Cádiz es decimoctavo con 18 puntos (19 GF y 36 GC). Curiosamente ha conseguido dos tercios de sus puntos como visitante (3 victorias, 3 empates y 5 derrotas) y todavía no ha conseguido ganar un partido en el Nuevo Mirandilla (0 victorias, 6 empates y 5 derrotas). Con respecto al Valencia, les separan 11 puntos y 7 puestos: el VCF es décimo con 29. Curiosamente ambos equipos han concedido 36 goles a sus rivales, pero los valencianistas han logrado casi el doble, con 35 a favor.

La lucha por mantenerse en Primera

La mala racha de la primera vuelta le llevó al club a destituir a Álvaro Cervera finiquitando una gran etapa en el que los resultados siempre parecieron estar muy por encima de los esperable por presupuesto y plantilla. Con Sergio González el equipo ha obtenido un empate y una victoria que les ha dado una buena ración de ánimo. Las piezas claves del equipo son el portero Jeremías Ledesma. Este año está demostrando su agilidad y reflejos, y por contra está dejando atrás lo errores de bulto que le lastraron en el pasado. En la defensa destaca el valenciano Fali. Su compromiso y su polivalencia como central, lateral e incluso medio defensivo le hacen ser un elemento indispensable en este Cádiz. El capitán de la selección armenia, Varazdat Haroyan, no ha entrado con buen pie tras la llegada del nuevo míster, pero está llamado a ser un referente en lo que resta de temporada por su experiencia. Desde el lateral izquierdo, el Pacha Espino es otro jugador que es clave en el esquema de juego.

En el centro del campo la presencia y rotundidad del chileno Tomás Alarcón, la creatividad y proyección de Martín Calderón y la calidad (y trabajo) de Álex Fernández han sido vitales para que el equipo no cayera aún más en sus flojos resultados. El danés Jens Jonsson, pretendido por el Valencia en este mercado de invierno, ha bajado sus prestaciones con respecto al año pasado. Pero sigue siendo necesario para hacer frente a un apretado calendario.

En el ataque, el Choco Lozano ha sido el jugador más resolutivo: 18 partidos, 5 goles y 4 asistencias. Los exvalencianistas Rubén Sobrino y Álvaro Negredo han competido entre sí por ser la pareja de ataque del hondureño pero sin mucha suerte. Sobrino no ha marcado aún (solo un pase de gol) y Negredo acumula 4 tantos, dos en las últimas jornadas. Sí están dando un resultado mejor de lo esperado el rápido extremo Salvi, titular indiscutible para Cervera) e Iván Alejo que con Sergio parece haber despertado de su letargo y es un comodín en el juego ofensivo.

En el mercado de invierno se ha vendido a una pieza destacada como Álex Fernández (ficha por el Betis) y se ha incorporado a Fede San Emeterio y Rubén Alcaraz, procedentes del Valladolid y a Idrissi del Sevilla. De los dos primeros se espera su capacidad de trabajo y su experiencia en la pelea por seguir en Primera. En el caso del neerlandés, ofrecerle los minutos que no tenía en el Sánchez-Pizjuán para ayudar en la definición que tanto le cuesta al conjunto amarillo. En ese complicado apartado, el del gol, siguen Osmajic y Florin Andone cuyo rendimiento hasta la fecha ha sido una decepción.

Un duelo con un premio importante

Tanto como en Valencia como en Cádiz la eliminatoria de Copa ya se ve como una recompensa a una temporada de sufrimiento para ambos en el triste devenir de la Liga. El Cádiz que se espera en Mestalla no variará mucho del 4-4-2 formado por Ledesma; Espina, Víctor, Fali, Isaac Carcelén; Salvi, Alcaraz, Fede San Emeterio, Iván Alejo: Negredo y Lozano. En el Valencia se da por seguro la titularidad de Eray Cömert debido a las bajas de Paulista y Alderete. Con la llegada de Ilaix Moriba se podría dar la misma situación ya que Hugo Guillamón no se ha sentido cómodo con Uros Racic o Koba Lein y ya sin Wass, no hay muchas más opciones. Las sorpresas que se puedan dar en el tramo final de este hueco para refuerzos que finaliza el lunes también están por ver. ¿Se irá Manu Vallejo al Alavés? ¿Llegará Bryan Gil? ¿Por fin mediocentro defensivo?¿Hay tiempo para introducirlos en el importantísimo partido del miércoles? Todo son dudas.

Planeta Mestalla

Periodista valenciano y valencianista.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.